lunes, 19 de septiembre de 2016

Causas del mal aliento


El mal aliento es algo que afecta a una de cada cinco personas. No se trata de una enfermedad en sí, pero el mal aliento puede ser un indicador de alguna enfermedad o trastorno físico importante que debe atenderse.

Por ejemplo, la piorrea o enfermedad de las encías es una de las causas más comunes del mal aliento. Un buen dentista puede hacer mucho para  detener esta enfermedad y así erradicar por completo el mal aliento.

Otro tipo de desórdenes están conectados con el mal aliento como las infecciones en los senos del cráneo, o infecciones de garganta y amígdalas. En este caso, indudablemente se necesita la ayuda de profesionales.

Por otro lado está comprobado que durante la menstruación la mujer tiene un aliento más fuerte que el habitual. Producto de las hormonas femeninas.

Obviamente, hay alimentos que son fuertes y dejan un olor en la cavidad bucal como la cebolla, el ajo, el coliflor, el col y algunos quesos bastante olorosos. En ese caso, si a usted le gustan dichos alimentos va a tener que asegurarse de higienizarse bien la boca luego de cada comida.

Algo que neutraliza el aliento y que muchos consideran útil consumir para sacarse el mal olor luego de una pizza con mucha cebolla es la leche o el yogurt, perejil, y la manzana es muy buena para neutralizar el olor a ajo.

Con respecto a las vitaminas, los nutricionistas concuerdan que los que tienen deficiencia en Vitamina B6 son los que desarrollan mal aliento.

En un estudio experimental, a los voluntarios con mal aliento que se les dio esta vitamina, erradicaron el mal aliento. Esos mismos especialistas indicaron que la falta de vitamina C o D irritan al hígado o los intestinos y como consecuencia viene el mal aliento.